Mala noticia para el buen periodismo de radio

Radio Nederland también se va…

Una nueva mala noticia en el mundo de la radio: Holanda ha decidido reducir drásticamente el presupuesto de su célebre Radio Nederland y a tal punto de que es probable que desaparezca su Departamento Latinoamericano.
Quienes seguimos con fidelidad cotidiana el noticiero que retransmite Radio Filarmonía escuchamos la noticia con la misma tristeza con que recibimos hace pocas semanas la decisión de la BBC de Londres de eliminar su igualmente famoso servicio de noticias para América Latina.
Así, despacio, van saliendo del aire las grandes emisoras europeas que daban versiones equilibradas de los sucesos mundiales más importantes. De las pocas que todavía permanecen en alto nivel de calidad y transmite en castellano está Radio Francia Internacional, pero observando cómo cambian las prioridades europeas podemos preguntarnos ¿por cuánto tiempo más la escucharemos?
La propia Radio Nederland ha protestado con energía por la decisión gubernamental que se suma a la insólita decisión de cerrar cinco embajadas latinoamericanas y de reducir de manera dramática la ayuda a países pobres como Bolivia.
El director del servicio ha explicado que la ayuda principal se dirige ahora hacia Grecia, Portugal, Irlanda porque se debe proteger el euro de la crisis pero también dijo que “hay quienes creen que América Latina ya no necesita a Radio Nederland”.
Hacia los años 80, recordamos bien, Radio Nederland mantenía un Centro de Capacitación en Quito, en la sede del conocido CIESPAL. Allí recibieron como becados a cientos de jóvenes que mejoraron su trabajo en radio gracias a la excelencia de sus cursos y profesores. La radio latinoamericana educativa, comunitaria e incluso la comercial tiene una deuda de gratitud con aquel Centro de Radio Nederland que luego se trasladó a Costa Rica y después a Bogotá, donde funciona actualmente y donde deben haber recibido con preocupación las malas noticias de que pronto podrían desaparecer.
Sin duda, los funcionarios holandeses que tomaron la drástica decisión de reducir las operaciones de su emisora no fueron informados de la importancia que tiene todavía la radio en América Latina tanto en el ámbito informativo y político como en el técnico. Pero, como comentó un diplomático “Holanda le ha dado la espalda a América Latina”.
No se ha mencionado sin embargo el cierre de las versiones en línea, donde Radio Nederland mantiene un magnífico portal pero Internet todavía no tiene en América la difusión que poseen las ondas lanzadas al aire con, y este es el caso, un modelo de equilibrio, ponderación y excelencia profesional en el manejo de las noticias.
Insistimos, el cierre de Radio Nederland es una pésima noticia para el buen periodismo.

About these ads

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s