Archivo mensual: noviembre 2005

¿Qué? ¿Libertad de prensa?

Pobre Lector/de los Jueves

-¿Cómo dice? ¿Libertad de prensa?

¿Ustedes dirían que en el Perú existe amplia libertad de prensa? Si tomáramos como referencia el entusiasmo con que los medios limeños vapulean al presidente Toledo y sus Posibilistas, alguien podría decir que aquí tenemos más libertad que un nórdico.
Pero no es así, y lo demuestra el último informe de “Reporteros sin Fronteras” que coloca a nuestro país en uno de los últimos lugares de la lista de países en que se limita severamente el ejercicio de la libertad de expresión. Vean como nos acercamos peligrosamente a Corea del Norte pero espectemos quienes están adelante:

1 .- Dinamarca; 2.- Finlandia; 3.- Irlanda; 4.- Islandia; 5.- Noruega
…….
41,. Costa Rica; 45.- Bolivia; …. 50.- Chile; … 93.- Venezuela
………
¡116!! Perú.

Más abajo, claro, están Colombia (por la guerrilla), México (asesinatos frecuentes) y al final Cuba y Corea del Norte que aseguran que allá sí hay libertad de prensa pero de la otra, la comunista y que, como dirían los académicos, tiene otro “marco teórico”.
“Reporteros sin Fronteras”no es la única institución de corte mundial en señalar al Perú como lugar peligroso para el periodismo. Nuestras cifras son en general sobrecogedoras y así lo demuestran los seguimientos constantes que hacen, que sepamos, el Instituto Prensas y Sociedad (IPYS) y la Asociación Nacional de Periodistas, organizaciones de periodistas (no de empresarios) que ayudan a que los periodistas nacionales desempeñen mejor su oficio y hagan más por la libertad y la decencia en general.
Sigue leyendo

Mi libro 15

Pobre Lector/ de los Jueves

-Mi libro número 15

El título original era “Conversación en La Crónica” pero gracias a Lucho Peirano lo cambié a “Mario Vargas Llosa, reportero a los quince años” que efectivamente describía de mejor manera, directo al blanco, de qué trataba el libro que acaba de salir de las prensas de la Universidad Católica.
(Género indefinido casi periodístico, 150 páginas, 25 soles para los mortales)
Es mi texto número 15 (¡quince!) y ha provocado que, por ejemplo, un buen alumno me pregunte sin mala intención cómo y porqué soy una especie de “máquina de publicar libros”.
Y esto debido a que hace unos meses –en mayo- presenté otro titulado “Ultima Hora, fundación de un diario popular” y en mi weblog “Tío Juan” estoy anunciando otro, más exótico, titulado : “Lo mejor de Cucú Press”. Pura casualidad. Aunque no les cuento lo que tengo pendiente, en especial la historia del corsario Hawkins que terminé hace ya un par de años al “alimón” con mi vecino navegante Klaus Wieghardt, un libro que esperamos publicar en el verano… Y también una historia de los Pregoneros, y de las Campanas en tiempos coloniales y una nueva versión de mis “Géneros Periodísticos”.. Y mi tesis pendiente sobre Manuel Atanasio Fuentes, casi lista… En suma, estoy ocupadísimo… escribiendo.
Sigue leyendo

Las Cumbres Decepcionantes

Terminaron las Cumbres de la Información

“La Cumbre Mundial de la Sociedad de la Información no fue utilizada para desarrollar un enfoque innovador de política pública. Fue una confirmación del paradigma existente”.

El reproche lo hizo Sean O’Siochru, dirigente de la campaña CRIS (siglas en inglés de “Derechos de Comunicación en la Sociedad de la Información” al comentar los resultados finales de la gran Cumbre de Túnez que terminó el viernes entre alegrías empresariales y tristezas de los que consideran que la formidable reunión fue un gran éxito… para los vendedores de teléfonos.

Pero pasó de todo en el evento que dividía nítidamente a los casi 17 mil asistentes. Unos, la mayoría, los convocados por la poderosa Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT), a los que se unían las empresas de telecomunicaciones; y los otros, los voceros de la sociedad civil que trataban de coordinador la “otra” reunión, la “Cumbre Ciudadana de la Sociedad de la Información”, alternativa y contestataria.

Dijimos en nota anterior que la reunión fue organizada en el peor escenario imaginable, esto es, un país como Túnez presuntamente autoritario en el que las autoridades hicieron lo imposible por trabar las actividades de los insumisos hasta el punto de negar la entrada al secretario general de “Reporteros sin Fronteras” por las continuas protestas de esta entidad por los abusos tunecinos.
Sigue leyendo

Perú Chiquito

¿Conoces el Perú de verdad?

Para conocer el Perú profundo, caótico, desordenado, despelotado, basta con ir a dos lugares: la avenida Abancay… y el aeropuerto internacional. En ambos lugares se expresa mejor que en cualquier lugar el carácter de los peruanos. Las mejores expresiones de ventajismo, mañoserías, corrupción, desorden, abuso de pequeños poderes, incapacidad policial, confusión extrema, se dan de manera generosa en ambos.

Soy caserito de la avenida Abancay desde hace muchos años y por tanto testigo, actor y víctima de aquel despelote urbano.

Por lo menos una vez por semana trepo al enorme bus de la Línea 9 (“!Todo Abancay! ¡Todo Abancay!!) que recorre la avenida Petit Thouars, dobla por 28 de Julio, encara la Plaza Manco Cápac y se sumerge en la amplia avenida de cuatro carriles donde impera la Ley de la Selva.
Sigue leyendo

Los 15 de Mario Vargas Llosa

-La vieja manía de escribir

Algunos sobrinos me reclaman presencia porque es verdad que hace un par de semanas que no envío nada para honrar los contratos de “Cucú Press”. Pero es que he estado muy ocupado.
Les contaré: en el último verano emprendí a fondo la tarea de buscar información para contar los tiempos de iniciación en el periodismo de Mario Vargas Llosa, en “La Crónica” de 1952. No fue difícil porque tenía el testimonio de Carlos Ney Barrionuevo, uno de los periodistas que lo recibieron en enero de aquel año y que lo ayudaron a aprender la Pirámide Invertida. Con la colección del diario delante, seguimos los casos locales, policiales que “cubrió” el joven reportero y localicé cinco artículos que no han vuelto a publicarse y que será interesante divulgar como ejemplo de la precocidad del futuro escritor.
Sigue leyendo

Este Chávez

Pobre Lector/de los Jueves

Este Chávez, qué fastidioso

La funcionaria se acercó al presidente Hugo Chávez que gesticulaba con un papel en la mano y le pasó una notita que, presumimos, consignaba algo así como “Su tiempo ha terminado”. Porque los Presidentes solo tenían asignados cinco minutos en el podio.

Se hizo pesado silencio en la magna Asamblea de las NN.UU. y quizá alguno sonrió pensando en el mal rato que le hacían pasar al Presidente venezolano. Pero Chávez, de lo más fresco, dijo: “Creo que el Presidente de Estados Unidos habló aquí durante unos veinte minutos el día de ayer, según me han informado… yo pido permiso, Excelencia, para terminar mi alocución”.

Y siguió dándole de alma a los Estados Unidos: “¡Vaya que nos amenazan con la guerra preventiva y la llamada Responsabilidad de Proteger, pero hay que preguntarse quién nos va a proteger, cómo nos van a proteger! Hoy reclamamos un nuevo orden económico internacional… no permitamos que un puñado de países intente impunemente reinterpretar impunemente los principios del Derecho Internacional para dar cabida a doctrinas como la Guerra Preventiva…”.
Sigue leyendo