-Periodismo, pero comprometido

La fecha, 1ro. de Octubre, nos plantea dos temas: el Día del Periodista, celebrado ayer; y las elecciones municipales y regionales, que tendrán lugar mañana. Ambas cuestiones nos sirven para interrogarnos sobre los roles del periodismo tanto en la actividad cotidiana normal como en coyunturas tan importantes como el proceso electoral que termina.
En general el periodismo debe ser de compromiso; los periodistas debemos estar atentos a colaborar con todo aquello que signifique desarrollo, progreso, mejoramiento de calidad de vida en general.
Pero ese compromiso puede ser ejercido desde posturas distintas pues no se trata, como alguien creería al leer estas líneas iniciales que los periodistas deben armarse de lanzas contras la injusticia y salir a combatir incendiando las praderas…
El venerable maestro de la comunicación para el desarrollo, el boliviano Luis Ramiro Beltrán, rastreó la historia del periodismo comprometido en América Latina y sistematizó tres variables: la primera (en la que estamos) es la noción de que el periodismo puede contribuir a crear atmósfera o condiciones para el cambio pero de manera voluntaria, mediante crónicas, reportajes, que incentiven acción política de ayuda a los necesitados.
La segunda, muy en boga en los años 70, es la que plantea que la acción de los medios masivos en beneficio del desarrollo debe ser planificada, dirigida, por ejemplo, mediante políticas de comunicación. En esta zona se llegó a los extremos del gobierno militar que expropió los medios audiovisuales en 1971 y la gran prensa en 1974 para ponerlos, decía alguno de los considerandos, al servicio de la educación continua. La experiencia demostró que el modelo era inviable.
Pero nos queda una tercera, felizmente, que no apela ni a los medios empresariales que rada vez conceden espacios para el reclamo del desarrollo ni tampoco a la planificación autoritaria. La comunicación alternativa. Como las Radios Comunitarias por ejemplo, o periódicos que son editados por grupos que consideran que los medios masivos tradicionales no atienden ni atenderán nunca a sus problemas pues el negocio lleva la información hacia los caminos del entretenimiento. Internet y sus blogs independientes están en esta línea alternativa pero en nuestro país por lo menos distan mucho todavía de tener el alcance e influencia de la radio, por ejemplo.
En cualquier caso, el periodista debería comprometerse a colaborar a que la vida sea mejor, que los peruanos seamos más saludables, más educados, más libres. Este es el auténtico periodismo que vale la pena celebrar.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s